lunes, 31 de octubre de 2016

Video de la Semana: The Jim Jones Revue - Elemental



Little Richard en el siglo XXI. De la compilación de singles Here's to Save Your Soul.





miércoles, 26 de octubre de 2016

Disco del Mes: Sloan - Never Hear the End of It


Sloan
Never Hear the End of It
2007










Yep Roc Records










martes, 25 de octubre de 2016

Marissa Nadler - Songs III: Bird on the Water


En esta era en que todavía nos quieren hacer creer que los adelantos tecnológicos son para mejorar la vida, en que la gente con muchísimo talento pasa prácticamente desapercibida, con aquel argumento haragán de “todo tiempo pasado fue mejor”, hay artistas que se las arreglan para trascender y sobresalir contra todos los pronósticos. Sería el caso de Marissa Nadler, que si hubiera nacido unos años antes estaría a la altura de Joni Mitchell. Tiene todo lo que necesita una cantante femenina de sus características para ser apreciada en su justa medida; escribe sus propias canciones, tiene una voz muy particular que maneja con destreza y buen gusto, sabe crear cierto halo de misterio en torno a su figura y ya tiene lo que se puede considerar una carrera con varios aciertos.

Miss Nadler viene generando un boca a boca entre quienes todavía se preocupan por encontrar música nueva desde unos años, Songs III… como su título bien lo indica, es su tercer LP de estudio y apareció hace casi diez años, le valió no pocas nominaciones a esos premios que ya nadie se entera que existen y sale en las revistas y sitios web a los que acudimos los que todavía creemos que no todo está perdido. Se puede intentar describir lo que hace como una fusión interesante entre los primeros discos de Leonard Cohen (acá hace una versión exquisita del inmortal “Famous Blue Raincoat”), el folk inglés pagano o bandas del género más actuales como Espers -quienes le hacen de backing band a lo largo del LP- y el rock narcótico de Mazzy Star, de hecho su voz tiene una cierta similitud con la de Hope Sandoval. Ese rumor lento pero seguro se fue desperdigando primero en Europa, después de la salida de Saga of Mayflower May, su segundo trabajo de estudio, y con el tiempo también en Estados Unidos, su tierra natal.

En todas las canciones el acompañamiento es sobrio y espartano pero extremadamente bien administrado, una acústica por acá, una línea de sintetizadores que entra y sale de la mezcla, instrumentos de percusión raros que suenan dos o tres veces en toda la canción… todo al servicio de Nadler y sus etéreos arpegios de guitarra.
Como la inmensa mayoría de la mejor música esto podría haber sido grabado en el siglo XVII o en la década del setenta (del sigo XX, claro). Atemporalidad absoluta.





Escuchar en YouTube o Spotify.




Chequear tambien:
Marissa Nadler - Strangers
Sharon Van Etten - Are We There
Hope Sandoval & the Warm Invention - Bavarian Fruit Bread

jueves, 20 de octubre de 2016

5 Canciones 5: Danny Kirwan, Arco Iris, Flat Duo Jets, Gluecifer y James Carr


Misty River
Danny Kirwan
El gran borrado de la tormentosa historia de Fleetwood Mac (incluso más que el gran Bob Welch) tiene dos discos solistas muy buenos; Second Chapter y este, del '76. "Misty River" es un medio tiempo bucólico con unos sintetizadores muy de la época que por suerte no han envejecido tan mal como otros ejemplos. Tranquilamente podría estar en algún disco de Macca como Red Rose Speedway o Venus and Mars.

Aparece originalmente en: Midnight In San Juan (1976)

Ver / oir en YouTube


La pastora de los peces
Arco Iris
De cuando Santaolalla vivía en comunidad y era un hippie de pelo largo. Pero era un hippie que estaba lejos de rascarse las pelotas y fumar porro todo el día. Y si lo hacía al menos no dejaba que su productividad aflojase para nada, al contrario, en este época le explotaba la cabeza y ya tenía ideas muy firmes al respecto de lo que su música debía ser. Inti-Raymi es la continuación natural del enorme -en más de un sentido- Sudamérica o el regreso a la aurora. "La pastora..." es uno de los temas de más fuerte raigambre folclórica del disco, cantado de manera sublime por la rusa Dana, líder espiritual de la banda.

Aparece originalmente en: Inti-Raymi (1973)


Ver / oir en YouTube


Go This Way
Flat Duo Jets
Los grupos de música surf tienen la particularidad de ser tan ortodoxos que a los cuatro temas te querés pegar un tiro en las bolas. Demasiado respeto. Los Flat Duo Jets hacen música surf pero la mezclan con otros estilos como rockabilly y música de películas y todo les sale de bien para arriba. "Go This Way" es una anomalía dentro de este disco, una canción perfecta, redonda, de tres minutos y fracción, con arreglos de cuerdas suntuosos y cinemáticos. Suena como Nick Cave afinado o como si Lux Interior alguna vez se hubiese molestado en deprimirse o reflexionar.

Aparece originalmente en: Lucky Eye (1993)


Ver / oir en YouTube


Here Come the Pigs
Gluecifer
¿Se acuerdan de los noruegos Gluecifer? Tenían un discazo del rock más sucio y rápido posible en aquel Head to Head Boredom, del '99. Pasó un lustro hasta que salió este y se ve que algunas cosas cambiaron. Sigue siendo lo mismo pero hay alguna que otra sutileza. No mucho, en realidad... ¿para qué arreglar lo que no está roto? Acá hay una intro atmosférica, densa, sabés que se va a recontra pudrir todo pero está bueno que no te tiren todo en la cara en los primeros cinco segundos de canción. Cuando explotan las guitarras uno dice "sí, rock & roll" moviendo el cuerpo al compás.

Aparece originalmente en: Automatic Thrill (2004)


Ver / oir en YouTube


The Dark End of the Street
James Carr
Afghan Whigs, Richard & Linda Thompson, Lee Hazlewood, Frank Black como solista, Aretha, los Flying Burritos y hasta Diamanda Galas con Jon Paul Jones han versionado esta joya inmortal de la dupla compositiva Dan Penn / Chips Moman. Pero el mérito a la primera versión se lo lleva James Carr con su monumental -y muy sentida- interpretación. Esto es soul amigos, ni más ni menos.

Aparece originalmente en: You Got My Mind Messed Up (1967)


Ver / oir en YouTube




lunes, 17 de octubre de 2016

Video de la Semana: Sloan - Everything You've Done Wrong



Del gran One Chord to Another, a esta altura un clásico. Hace poco lo estuvieron tocando entero por su aniversario, a veinte años de su aparición.





sábado, 15 de octubre de 2016

The Inmates - Five


Un intento por definir a los Inmates; banda de pub rock inglesa formada en los últimos años de la década del setenta, cuando el género tuvo su apogeo, a diferencia de varios de esa camada, tenían un talento innato para la melodía y el gancho pop. Tuvieron algo relativamente parecido a un éxito antes de sacar el primer LP de estudio, el fundamental First Offence, con una versión de “Dirty Water” de los Standells y después de eso nunca volvieron a besar las mieles del éxito. A pesar de eso la banda se mantiene hasta hoy en día con cuatro de los cinco integrantes originales.

Five, al revés de lo que el título podría implicar, es el cuarto disco de estudio, del ’84 y tiene la particularidad de contar con Barry Masters, el hiperquinético cantante original de los gloriosos Eddie and the Hot Rods y es la colección de canciones perfecta para prender fuego una fiesta. Bueno… una fiesta con la gente adecuada, de más está decirlo. Es -literalmente- un hit tras otro, una sucesión incesante de estribillos anfetamínicos, de canciones ultra pegadizas a un ritmo colocado y super bailable, como si los Stray Cats se olvidasen por un momento de ser tan respetuosos de la tradición o si en los dos discos de power pop de los Searchers no se hubieran olvidado casi por completo de que algo llamado punk rock estaba pasando por delante de sus narices. Es increíble que un disco como este, o como cualquiera de los cuatro primeros se podría decir, sea prácticamente desconocido, está a la altura de trabajos mucho más reconocidos y quizás se deba a la época; a mediados de los ochenta prácticamente nadie sonaba así.

El ataque sensorial de “Back On the Streets” suena a una evolución natural de los Hot Rods de Life On the Line o como si The Records no fueran tan obsesivos de los Beatles y los Everly Brothers. Este es un disco con bolas, con energía, podría entrar en la categoría power pop pero esto es más rockero, más poderoso, mas punkie. El solo de “Baby Say Yeah” es una demostración clara de que los tipos tocaban bien, que les “sobra máquina” y que hacen esto porque realmente les gusta. “I’m Think I’m Getting Over You”, el segundo tema, es una descarga de testosterona que por suerte no olvida que las chicas también tienen que ponerse a bailar, que esto no se trata de hombres sudados mirándose de reojo y si “Sister Jekyll and Hyde” no te hace mover la patita de manera inconsciente es porque te hace falta una inyección de vida.

Estás en una fiesta, ponés este disco y hay dos alternativas; se ponen a bailar todos desquiciadamente o se empiezan a mirar raro y no saben bien qué hacer. Si la opción es la segunda… andate. Rápido.




Bajalo de Soulseek porque no está para escuchar online que yo sepa.




Chequear también:
The Inmates - Shot In the Dark
Eddie and the Hot Rods - Teenage Depression
Dr. Feelgood - A Case of the Shakes

miércoles, 12 de octubre de 2016

domingo, 9 de octubre de 2016

The Clash - Capitol Radio Two


Hoy en día me hincha un poco las pelotas la pose de las fotos, los veo medio calculados. Pero los temas me siguen pareciendo bombas al cuerpo y la mente.

Cuando los conocí ya había escuchado a los Ramones pero esto era otra cosa, había mas búsqueda, más valentía musical, más géneros explorados, cuando me llegó Sandinista no entendí nada y London Calling me costó también. Tenía quince años.

Esto es un estallido de potencia, los riffazos de guitarra, Strummer sacadísimo y a la vez divertido, la intro medio infantil y lo que toca Topper Headon, haciendo exactamente lo que tiene que hacer. La letra, la verdad, nunca me interesó.







Escuchalo en YouTube.




Encontrala originalmente en:
Había salido como single pero se convirtió casi en seguida en algo difícil de conseguir. La volvieron a grabar con el título un poco cambiado y acá ya tocaban mucho mejor. Una de las bandas que más rápido evolucionaron. Admirable.
The Cost of Living E.P. (1979)





jueves, 6 de octubre de 2016

Varios - Total Lee! The Songs of Lee Hazlewood


Qué bueno debe haber sido para el maestro recibir este disco en sus últimos años de vida, con cierto sabor a revancha en el paladar, constatando que finalmente, el mundo entendió lo que tenía que entender. Alguien que tuvo veinte en la década del cincuenta de repente es héroe de pibes que nacieron cuarenta años después, que podrían incluso ser sus nietos. La famosa inmortalidad de la música trascendental se podría decir.

Para los verdaderos fanáticos Total Lee! es un hallazgo, una bendición, escuchar a Stuart Staples de Tindersticks haciendo una versión increíblemente respetuosa de “My Autumn’s Done Come” es casi conmovedor. Lee Hazlewood lo escribió en sus cuarenta y tantos, más o menos la edad de Staples a la hora de esta bienvenida versión, una reflexión que invita a pensar en nuestros años finales, cuando queda poca cuerda en el carretel. No hay grandes reinterpretaciones a largo del disco, esto es una muestra de respeto, en el mejor sentido de la palabra, hay arreglos diferentes, alguna que otra alteración en las letras pero acá la historia parece haber sido sacarse el sombrero. Pero con una pequeña / gran salvedad. La selección de canciones. La discografía de Lee Hazlewood es enorme, repleta de rincones oscurs, todavía hoy hay varios discos sin reedición en CD y
los LPs originales son prácticamente imposibles de encontrar, a pesar del reciente trabajo de rescate del sello especialista en reediciones Light In the Attic.
Pero es claro que quienes entran en el mundo de Barton Lee Hazlewood lo hacen con una zambullida a juzgar por la lista de temas. Jarvis Cocker de Pulp se reencuentra con su viejo guitarrista, el ahora exitoso como solista Richard Hawley y le dan una vuelta de tuerca a “The Cheat”, el segundo single de Sanford Clark, el que siguió al exitoso “The Fool”, cuando Lee todavía no había debutado como solista y se dedicaba a producir y componer. The Amazing Pilots agarran una vieja canción de una película que sólo había salido en Suecia y se despachan con “Soul’s Island”, una de las cumbres del disco y Stephen Jones con Luke Scott hacen una proveniente de The N.S.V.I.P.’s, probablemente el disco solista más recóndito de Hazlewood. Tampoco faltan las conocidas como “Summer Wine” a cargo del ex-Lemonheads, el blondo Evan Dando con Sabrina Brooke, quien imita a Nancy Sinatra sin disimulo. Calexico la rompe con “Sundown, Sundown” y los Webb Brothers se animan a darle un giro inesperado a “Some Velvet Morning”, sin duda el tema más versionado del oriundo de Oklahoma.

La guinda del postre viene de la mano del librito, con anotaciones individuales de cada una de las canciones por parte de Mr. Hazlewood en persona, quien se siente claramente halagado pero no puede con su genio y hace unos comentarios buenísimos cada vez que escucha algo que le llama la atención. Imperdible. Tanto para fanáticos como para recién iniciados.




Escuchar en YouTube o Last FM.




Chequear tambien:
Varios - Califia: The Songs of Lee Hazlewood
Lee Hazlewood - The LHI Years: Singles, Nudes & Backsides (1966 - 71)

Varios - This Is Where I Belong: The Songs of Ray Davies & The Kinks

lunes, 3 de octubre de 2016

Video de la Semana: Blixa Bargeld & Theo Teardo - What If



El ex-Einsturzende Neubauten y Bad Seeds cantando en italiano para una película.





LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...